Lo siento por el kitkat

“He visto que tenías un Kit Kat en tu portavasos. Amo el Kit-Kat así que comprobé tu puerta y estaba abierta. No te he quitado nada más que tu Kit-Kat. Lo siento, tenía hambre”